Con el estudio La evaluación en el aula de Lorrie A. Shepard, el INEE inicia nueva serie de publicaciones

INEE Comunicados

Con el estudio La evaluación en el aula de Lorrie A. Shepard, de la Universidad de Colorado en Boulder, el Instituto Nacional para la Evaluación de la educación (INEE) inicia una nueva serie de publicaciones con el título de Textos de Evaluación, la cual difundirá textos relevantes sobre la evaluación educativa creados por la pluma de autores externos al Instituto.

Se trata de un tema que el INEE considera de gran interés para toda persona interesada en la evaluación, especialmente para los que en el momento actual sienten preocupación por el enfoque que se está dando a la evaluación en gran escala en México.

Es de gran importancia reflexionar seriamente sobre los alcances y limitaciones de dichas evaluaciones, así como sobre la necesidad de que se fortalezcan paralelamente las evaluaciones a cargo de los maestros, de manera que la combinación de unas y otras contribuya verdaderamente a avanzar en la dirección que a todos nos interesa: la de la mejora real y profunda.

Las pruebas en gran escala pueden ser una herramienta valiosa para apoyar los esfuerzos de mejora de la calidad educativa, si se las ve como un complemento de las evaluaciones a cargo de los maestros, insustituibles para evaluar de manera detallada todos los aspectos del currículo y para hacerlo de manera que puedan ofrecer a cada alumno la retroalimentación precisa sobre sus puntos fuertes y débiles, esencial para mejorar el aprendizaje.

Es preciso, sin embargo, advertir sobre un riesgo que no se puede ignorar: el peligro de que las pruebas en gran escala produzcan consecuencias negativas para la calidad educativa, si se les comprende y utiliza mal.

En efecto: para poder dar resultados confiables de los niveles de aprendizaje que alcanzan muchos miles de alumnos, una prueba estandarizada necesariamente tiene que reducirse a la medición de un número relativamente mínimo de temas, y debe hacerlo  mediante preguntas que no pueden atender los aspectos más complejos de las competencias que pretende desarrollar la escuela.

Por ello, hay que reiterar que las pruebas en gran escala no pueden sustituir el trabajo de evaluación de los maestros, el único que puede atender con precisión los aspectos más complejos de la enseñanza y el aprendizaje, y hacerlo de modo que se brinde retroalimentación detallada y oportuna a cada alumno. Si no se entienden bien los alcances y límites de los resultados de las pruebas en gran escala, es fácil  que se usen en forma inapropiada.

El peligro más claro es la tendencia a tomar como referente para la tarea docente el contenido de las pruebas y no el de los programas de estudio, enseñando para las pruebas, por la visibilidad de sus resultados.

Con ello la tarea de la escuela se empobrece, al descuidar aspectos esenciales que no evalúan las pruebas en gran escala, como la expresión escrita y oral, la formación de actitudes y valores, la educación artística, e incluso los niveles cognitivos más complejos de las áreas tradicionalmente cubiertas de Lectura, Matemáticas y Ciencias.

Si se comprenden las características de las evaluaciones en gran escala y en aula, se entenderá también que las preguntas de opción múltiple son esenciales en las primeras, pero que las segundas, las evaluaciones que los maestros llevan a cabo, pueden utilizar acercamientos diferentes y mejores para evaluar aspectos finos y complejos, los cuales difícilmente se pueden atender en gran escala, pero que en el ámbito del aula es posible emplear.

Las preguntas de opción múltiple pueden ser usadas también en el aula, y son adecuadas para evaluar algunos aspectos del aprendizaje, pero otros deben valorarse de formas distintas, como mediante la producción de textos amplios, la realización de ejercicios en vivo, la observación del trabajo individual y grupal de los alumnos, entre otros.

La expresión evaluación en aula se refiere a este tipo de acercamientos. Es importante que escuelas normales y programas de actualización de maestros en servicio presten la atención que merecen a estos enfoques, relativamente recientes y poco conocidos en nuestro medio.

Para contribuir al desarrollo de estas innovadoras ideas, el INEE hizo las gestiones necesarias para difundir en español el texto siguiente, de una de sus principales defensoras. Al invitar a leerlo y reflexionar detenidamente sobre su contenido, expreso el deseo de que la evaluación educativa en México se desarrolle combinando el avance técnico de las pruebas en gran escala, con un uso de sus resultados que no ignore sus límites y un avance substancial de la evaluación en aula, a cargo de los maestros. Así, y sólo así, la evaluación podrá contribuir realmente a la mejora educativa.

Comunicado de prensa No.07

Hits

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PUBLICACIONES

PRODUCCIONES INEE Tv

Facebook Twitter Linkedin WhatsApp Whatsapp
Ir al contenido